Para hacer un sello tallado

Los motivos grandes y llamativos para adornar trabajos de arcilla pueden tallarse directamente sobre tacos de escayola.
Se necesita:
Vaso de papel.
Escayola.
Cuchillo viejo o navaja para tallar madera.
• Mezclar la escayola y verterla en el vaso de papel.
Es buena idea hacer varios tacos al mismo tiempo para experimentar con diferentes diseños, que pueden ser tanto de líneas finas y delicadas como de formas llamativas o abultadas.
• Dejar reposar hasta que esté ligeramente endurecida y seguidamente rajar el papel.
• Dibujar un boceto del motivo sobre el extremo más pequeño del taco de escayola con un lápiz o un alfiler.
Como el material resulta mucho más difícil de trabajar cuando está endurecido por completo, se aconseja hacer inmediatamente el grueso de la labor de talla.
• Dejar que endurezca el taco durante algunas horas o toda la noche. Rematar los detalles más menudos y limpiar el diseño cuando la escayola esté bien dura.
• Durante la labor de talla, conviene probar el sello de vez en cuando sobre una placa de arcilla húmeda, hasta lograr el efecto que más agrade.

Deja un comentario

Tu comentario